Mirada Atemporal

Tranquilidad

Para comenzar me gustaría juntar en un mismo post dos clases distintas ya que al acabar terminé con una sensación prácticamente parecida que fue tranquilidad.

Una de ellas fue la clase de los mandalas de chocolate en la que dejamos fluir nuestras ideas y pensamientos a través del chocolate y decoración. Empecé haciendo una especie de mandala del cual no me sentía identificada y preferí realizar otro con el que me sintiera más a gusto. Este al que me refiero tiene forma de flor, las flores me encantan y me relaja hacer cosas relacionadas con ellas. Fue una clase divertida, entretenida, y para mí muy tranquila. 

Mandala


La otra de las clases fue la de dibujar con distintas formas, como con los ojos tapados, con música, con la mano que no sueles escribir, etc. Puedo decir que desde mi punto de vista fue como con la de los mandala, simplemente dejé fluir mi imaginación y expresar a traves del dibujo lo que me venía en ese momento a la cabeza. Ahí sí que me relajé muchísimo. Tuve cierta dificultad a dibujar con los ojos tapados la primera vez pero la segunda estuve bastante bien dejando que fluyeran mis ideas e intentar plasmarlas sin siquiera poder verlas. Como dato tengo que decir que en todos los dibujos al final acababa habiendo una flor.

Ambas clases me parecieron fantásticas, y acabé con muy buen sabor de boca como se suele decir.

Dibujo con los ojos tapados

Publicado por Cristina Curiel

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: